Volver

10/09/2011

El encuentro de Cochabamba plantea los desafíos de la Educación Técnica Productiva Comunitaria

Cetha Emborozu 1

Los pasados 9 y 10 de septiembre se celebró en la ciudad de Cochabamba (Bolivia) el II Encuentro Educativo “Desafíos de la Educación Técnica  Productiva Comunitaria” en el marco del Convenio Regional Andino ESF–AECID. En él participaron las organizaciones bolivianas asociadas a Educación Sin Fronteras en este convenio: CETHA–Emborozú, CETM y CEBIAE así como docentes, directores, estudiantes, padres y madres y autoridades municipales de las instituciones educativas apoyadas por el Convenio.

 

El Club Social, suntuoso espacio en que se desarrolló el Encuentro, tiene una curiosa historia que tal vez merezca unas palabras ya que nos parece representativa de los cambios habidos en Bolivia estos últimos años. Hasta hace poco tiempo, sólo se permitía el ingreso en este sitio a los ciudadanos blancos de Cochabamaba, dejando así muy claro lo que la alta sociedad cochabambina, representada y congregada en el Club, entendía por Social.

Cuando se celebró el Primer Encuentro Educativo surgieron muchas dudas acerca de la conveniencia de celebrarlo en este lugar: demasiado elegante, demasiado burgués, con una historia demasiado excluyente. Pronto se dieron cuenta, sin embargo, del alto valor simbólico que adquiría el evento al ver a estudiantes y docentes de pequeñas y humildes comunidades rurales y procedencia indígena participando activamente, bajo las lujosas arañas que iluminaban las altas columnas doradas del auditorio del Club Social,  en las cuestiones educativas que les competen y de las que, por primera vez en su historia, comenzaban a sentirse partícipes.

Declaración de conclusiones

Después de las conferencias de la mañana y del almuerzo, los asistentes al Encuentro se dividieron en tres grupos de trabajo: Educación técnica productiva comunitaria, Género en la educación productiva y, por último, Intra e Interculturalidad en la educación productiva.

En cada uno de estos grupos se realizaron ponencias que luego generaron un debate del que acabó surgiendo una hoja de conclusiones. En la asamblea plenaria, realizada a última hora de la tarde del viernes, se discutieron y unificaron las conclusiones de cada grupo. De allí surgió la Declaración de Cochabamba, entregada más tarde al ministro de Educación, y que reproducimos a continuación:

 

Declaración de Cochabamba

Reunidos en ocasión del II Encuentro Educativo “Desafíos de la Educación Técnica Productiva Comunitaria” desarrollado entre el 9 y el 10 de septiembre de 2011 en la ciudad de Cochabamba Bolivia, en el marco del Proyecto “Formación integral y técnica de jóvenes y adolescentes de zonas rurales vulnerables, dirigida a potenciar  las vocaciones productivas de la zona andina Ecuador, Perú y Bolivia” del Convenio Regional Andino de Educación Sin Fronteras; y en el que participaron activamente: las y los estudiantes, madres y padres de familia, las y los docentes, las y los catedráticos, las directoras y los directores de centros educativos y de núcleo, de Centros de Educación Alternativa, representantes de Institutos Técnicos, rectores de Tecnológicos Agropecuarios, directoras y directores distritales, departamentales, autoridades municipales y nacionales del sector educativo, CEBIAE, CETHA Emborozú, CETM, ESF y otras instituciones y organizaciones sociales que luego del análisis, discusión y toma de acuerdos sobre el estado de situación de la educación técnica productiva y comunitaria que se elevan como declaratoria del segundo encuentro educativo, solicita al Gobierno del Estado Plurinacional de Bolivia trabajar conjuntamente para:

 

  • Garantizar la formación, capacitación, actualización, reconversión y especialización permanente de las y los docentes, facilitadoras y facilitadores en temas de educación productiva comunitaria para la formulación, gestión, ejecución y administración de proyectos productivos que se conjuguen con los modos de vida de la comunidad, que desarrollen nuevos enfoques en las asignaturas articuladas a la producción, metodologías de enseñanza de lenguas y recuperación de saberes locales y ancestrales para el fortalecimiento de los currículos regionalizados y diversificados.

  • Articular la educación a la economía comunitaria, solidaria y descolonizadora para la transformación de productos, formación de cadenas productivas y asociaciones de productoras y productores emprendedores socio-comunitarios.

  • Promover la participación social en los procesos de regionalización de los currículos de los diferentes subsistemas, impulsados desde el Ministerio de Educación, a través de las direcciones departamentales, según corresponda a educación regular, alternativa o superior.

  • Crear Institutos de Formación Técnica Superior con base en la experiencia y diversidad de los CETHAS San José de Charajas, Potreros y la red Feria Regional de Tarija.

  • Fortalecer la coparticipación de las organizaciones de la sociedad civil organizada, movimientos sociales, ONGs y comunidades con las instituciones gubernamentales para la generación de políticas locales de formación continua de los recursos humanos en educación, a partir de sus necesidades y que consideren a las y los diferentes actores sociales.

  • Establecer orientaciones para la articulación entre las áreas y niveles educativos bajo responsabilidad de las direcciones distritales y direcciones de centros educativos con participación de las y los docentes y representantes de la comunidad.

  • Recuperar las experiencias emprendidas desde el CONVENIO REGIONAL ANDINO ESF-AECID fundamentadas en la educación popular, implementadas desde la concepción transformadora y liberadora de la educación, el fortalecimiento de las organizaciones de base, la movilización y la intervención protagónica de la población. Asumiendo los conceptos de equidad de género y equidad generacional, resolución de conflictos, conciencia crítica, dignidad, solidaridad, movilización popular y transformación estructural, a partir de un sistema educativo forjado desde el pueblo.

  • Priorizar la definición e implementación del enfoque de género desde la despatriarcalización y descolonización en la gestión curricular.
  • Fomentar comunidades intraculturales e interculturales desde y con lo colectivo para que estas comunidades generen personas con una visión comunitaria.

 

 

 

 

 

 

Las y los participantes como constancia firmamos al pie de la presente declaración.

 

Cochabamba, septiembre 10 de 2011